30 nov. 2017

Préstamo de Hotspots en bibliotecas para mitigar el déficit de inclusión digital de cara a proporcionar un servicio de Internet asequible, móvil y sin límites

Los “Hotspots”  o puntos calientes son esencialmente lugares de acceso inalámbricos que proporcionan acceso a la red y/o a Internet a dispositivos móviles como un ordenador portátil o smartphone, generalmente en lugares públicos. Para decirlo de una manera más sencilla, los “Hotspots” son lugares donde puede llevar su ordenador portátil u otro dispositivo móvil y conectarse a Internet de forma inalámbrica; algunos dispositivos y teléfonos inteligentes también actúan como puntos de acceso inalámbricos móviles. 
Los típicos lugares de acceso Wi-Fi incluyen cafés, bibliotecas, aeropuertos y hoteles. Para    Samantha Schartman-Cycyk y Katherine Messier, autoras del informe Mobile Beacon “Las bibliotecas son los líderes claros cuando se trata de proporcionar acceso de banda ancha a una comunidad”, de este modo, según datos del informe el 86% de las bibliotecas ofrecen acceso a Internet y más de la mitad de las que no lo ofrecen están pensando en implementar un programa de acceso. El dispositivo de hotspots móvil permite a los usuarios conectarse a Internet por medio de una cajita pequeña con un plan de datos de teléfono celular que pueden llevar consigo a cualquier lugar. El dispositivo emite una señal Wi-Fi a la que cualquier otro dispositivo personal (laptop, tablet, teléfono) se puede conectar. Así, los hotspots móviles son dispositivos portátiles que brindan a los usuarios acceso a Internet desde su casa o cualquier otro lugar de su conveniencia. Al prestar este aparato a sus usuarios, la biblioteca podrá facilitar a sus usuarios acceso a Internet fuera de sus instalaciones y reducir así la brecha digital en la ciudad.
Otros beneficios del programa incluyen:
– Ofrecer conectividad en eventos de la comunidad
– Reducir las dificultades de los niños para hacer sus tareas en casa
– Ayudar a las personas con oportunidades de empleo
– Acceder a información de salud, especialmente para adultos mayores
– Permitir a personas discapacitadas el acceso a Internet desde casa

Un ejemplo de buenas prácticas en este sentido es Kitchener Publuc Library,una biblioteca de una ciudad cerca de Otawa en Canadá, que se convirtió en la primera biblioteca canadiense en prestar hotspots Wi-Fi móvil. Un hotspot («punto caliente») es un lugar que ofrece acceso a Internet a través de una red inalámbrica y un “enrutador” conectado a un proveedor de servicios de Internet. Estos dispositivos de mano se pueden sacar para un máximo de 21 días para que cualquier usuario disponga de wi-fi en cualquier lugar donde se encuentre. 

Las bibliotecas son un eje central para mitigar los déficit de inclusión digital de cara a proporcionar un servicio de Internet asequible, móvil y sin límites para que todas las personas puedan participar plenamente de los beneficios que proporciona el ecosistema. De este modo las bibliotecas (y otras instituciones comunitarias) están aprovechando los servicios móviles de Internet para satisfacer las necesidades de la comunidad; cuestiones que deben vigilarse y abordarse mediante la formulación de políticas y prácticas bibliotecarias.
De modo que cualquier usuario con su tarjeta de la biblioteca puede pedir prestado un dispositivo de acceso Wi-Fi. Estos aparatos de acceso son ideales para quienes buscan trabajo, estudiantes o cualquier persona que necesite acceso a internet fuera del horario de la biblioteca, o fuera de la biblioteca. Los dispositivos ofrecen datos ilimitados y trabajar en cualquier lugar de Canadá. Los dispositivos Wi-Fi están disponibles gratuitamente para cualquier persona mayor de 18 años con carnet de la biblioteca con un límite de tiempo de préstamo es de 21 días. Pero, al igual que con otros programas y servicios de biblioteca, las oportunidades para los préstamos de hotspot pueden verse limitadas por los presupuestos y la dotación de personal de las bibliotecas para apoyar la gestión y el alcance más eficaces para aprovechar los hotspots. Como cualquier plan de datos celulares, existen límites de datos para el hotspot móvil dependiendo en el plan mensual de servicios. Los planes varían según el proveedor. En general, mientras más datos, más caro será el plan. Algunos proveedores de servicios ofrecen planes de datos ilimitados (normalmente la opción más cara) o desde 300MB hasta 12GB. Un informe de Ericsson Mobility halló que, en 2015, el uso promedio de datos mensual fue 1.4GB por smarthphone, 5.8GB por ordenador portatil, y 2.6GB por tablet. Las necesidades de los usuarios de la biblioteca varían, pero es recomendable estimar un coste sobre datos medios consumidos, lo que   contribuirá al éxito del programa.


Tomado de: Universo Abierto





24 nov. 2017

Nuevas normas para bibliotecas escolares (AASL)


National School Library Standards for Learners, School Librarians and School Libraries.  American Association of School Librarians (AASL) 2017

La Asociación Americana de Bibliotecarios Escolares (AASL) ha publicado un nuevo conjunto de normas para bibliotecas escolares “National School Library Standards for Learners, School Librarians and School Libraries” Los nuevos estándares integrados de AASL están diseñados para capacitar a los líderes para transformar la enseñanza y el aprendizaje. Las normas proporcionan un marco integrado para los profesores, las bibliotecas y los bibliotecarios escolares. Se establecen criterios que ayudarán a las escuelas, distritos escolares y estados a medir de manera efectiva el desempeño de los bibliotecarios escolares.

Los estándares reconocen las cinco funciones del bibliotecario de la escuela: Ser líder, compañero de instrucción, especialista en información, maestro y administrador del programa. Están anclados en seis fundaciones compartidas-investigar, incluir, colaborar, curar, explorar y comprometer-y cuatro dominios-pensar, crear, compartir y crecer dentro de la escuela

Las normas reconocen conceptos nuevos, por ejemplo, que los alumnos progresan desde la etapa que empiezan a pensar, en la que hacen preguntas enraizadas en su conocimiento y curiosidad, en la que establecen conexiones personales donde comparten diseños, soluciones y evidencias con sus compañeros, y donde crean nuevos conocimientos. Las otras fundaciones alientan a los alumnos a apreciar diferentes puntos de vista, utilizar una variedad de herramientas de comunicación, organizar la información y utilizar las tecnologías de la información y los medios de comunicación de manera responsable.
Tomado de. Universo Abierto
Donde comprar: Ala store


17 nov. 2017

Análisis del uso de los libros de acceso abierto a través de la plataforma JSTOR

Exploring Usage of Open Access Books via the JSTOR Platform, Knowledge Unlatched, 2017
La plataforma Open Access books on JSTOR cotiene más de 2.000 ebooks de acceso abierto disponibles sin costo alguno para bibliotecas o usuarios. Estos títulos están disponibles gratuitamente para cualquier persona que los desee utilizar en el mundo. Los usuarios no necesitarán registrarse o iniciar sesión, y no hay restricciones ni límites de DRM en las descargas o impresión del capítulo PDF. Los ebooks también se conservan en Pórtico, lo que garantiza que estarán a disposición de los investigadores a perpetuidad. Los bibliotecarios pueden recibir registros MARC gratuitos y activar los títulos en los servicios de descubrimiento

La investigación fue encargada por UCL Press, University of Michigan Press, Cornell University Press y University of California Press. El informe es el resultado de una investigación de los datos de uso facilitados por JSTOR en relación con los libros de la plataforma Open Access books on JSTOR, para ayudar a los editores a comprender cómo se está utilizando su contenido en acceso abierto; su objetivo es informar sobre la toma de decisiones estratégicas de los editores individuales en el futuro; y arrojar luz sobre la posibilidad de que los datos relacionados con el uso de los libros de OA sirvan para apoyar el potencial de los libros de acceso abierto para llegar a un público más amplio.

Más ampliamente, este estudio será de interés para bibliotecarios y financiadores de investigación. Muestra en profundidad los patrones de uso de los libros OA, especialmente a nivel de capítulo.

Entre las conclusiones de este estudio se muestra que, más que las revistas, el negocio del libro ha sido impulsado por intermediarios a lo largo de su historia. Incluso en la transición a los libros electrónicos, los intermediarios siguen siendo importantes en la distribución del contenido de los libros. Por lo tanto, disponer de contenidos de libros a través de toda la gama de canales de descubrimiento es fundamental para garantizar el acceso a las comunidades de investigación.

La elevada proporción de lectores procedentes de América del Norte y que ya se encuentran en la plataforma JSTOR cuando acceden a los libros analizados en este estudio apunta a la importancia que siguen teniendo las múltiples vías de distribución de los libros en acceso abierto como mecanismo para garantizar que los productos clave de las Humanidades y las Ciencias Sociales sean visibles más allá del ámbito académico. Son alentadoras las sugerencias de que los usuarios de instituciones que de otro modo no podrían permitirse el acceso a los libros de los editores están utilizando libros de OA. Éstos parecen incluir a las escuelas secundarias y universidades comunitarias.

Tomado de: Universo Abierto